domingo, 3 de junio de 2018

El PCA se suma al acuerdo de confluencia y pone el acento en un programa para “mejorar las condiciones de vida de la clase trabajadora”

En Andalucía no abandonamos a nadie a su suerte”
El Comité Central del Partido Comunista de Andalucía (PCA) ha aprobado por unanimidad, en una sesión plenaria extraordinaria,celebrada el día 1 de junio, incorporarse al proceso de confluencia en Andalucía, tras el acuerdo presentado por IU y Podemos, y sobre el que apuesta por construir una “expresión unitaria” que aglutine a los actores políticos y sociales que “apuestan por el cambio” en Andalucía. Para el PCA es fundamental que esta confluencia se dé “en torno a un programa de mínimos que permita mejorar las condiciones de vida de la clase trabajadora”.
Así, el Comité Central, que se ha reunido esta tarde en Antequera, asume que su papel fundamental en este proceso es el de “incorporar al activismo con el que venimos compartiendo espacios de lucha y movilización”, especialmente – señala - en los frentes feministas, de pensionistas, de defensa de servicios públicos, sindicalistas de CCOO-A, activistas del movimiento republicano y otros frentes unitarios.
El PCA quiere, por tanto, un proceso que “incorpore todo ese activismo” tanto a los espacios de elaboración participativa del programa como en las candidaturas al Parlamento Andaluz y a los ayuntamiento.
Para la conformación de esas listas, el PCA aboga por “perfiles reconocidos en las luchas sociales, comprometidos con el programa y con amplio consenso interno y social”. Para ello, el objetivo del PCA es “conseguir comprometer al principal activo que interviene en el conflicto social en Andalucía como una prioridad máxima”.
Un programa que apueste por una “vida digna”
Entre las propuestas que el PCA quiere elevar a la confluencia, se sitúan tres cuestiones que considera fundamentales. En primer lugar, el PCA quiere hablar de la política para garantizar lo básico al pueblo andaluz. Según defiende el PCA, los actores de la confluencia debemos tener claro que “en Andalucía no abandonamos a nadie a su suerte”.
Por ello, plantea la necesidad de trabajar conjuntamente en un Plan Integral de Vida Digna “que garantice vivienda, servicios básicos, alimentación y cultura a toda la población en Andalucía”.
En segundo lugar, el PCA apuesta por un programa político de lucha contra la injusticia porque “es la hora de acabar con sus privilegios”, apostando por “medidas contra la explotación laboral y la precariedad con un objetivo fundamental: Perseguir a los explotadores”.
Por último, el cambio en el modelo productivo andaluz y la defensa de una Andalucía soberana y democrática “mediante el fortalecimiento del sector público, con los objetivos de crear y garantizar empleo digno, defender lo común y cambiar el modelo productivo” y que tenga a la banca pública como “soporte del desarrollo económico”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario